Última llamada para los fabricantes de baterías

Europa se ha quedado descolgada en la producción de este componente que representa hasta el 60% del coste de un coche eléctrico