El templo de las bravas y los callos

La Cervecería Alonso no sólo es una de las mejores barras de Madrid, sino también un emblema de un tipo de bares en vías de extinción. Tapas, conservas, 'panolis' y cañas bien tiradas iluminan su barrio desde 1956.

  • Comentar
  • Imprimir

Unas patatas bravas ejemplares. Unos callos justamente famosos. Una oferta de conservas, raciones y panolis (una especie de tostas pequeñas) tan generosa como bien hecha. Y, por si fuera poco, unas cañas tiradas a la perfección. Esto es lo que ofrece un pequeño bar de barrio de Madrid llamado Cervecería Alonso, símbolo de un tipo de tascas que, por desgracia, cada vez escasean más en la capital, en las que se cuida tanto el producto como al cliente.

Guiados por el crítico gastronómico por el que conocimos el local -Carlos Maribona, autor de Salsa de chiles en Abc-, descubrimos cómo se preparan las míticas bravas y callos de este bar de Prosperidad. Si quieres ver sus maravillas, no tienes más que dar al play en el vídeo de arriba.

  • Comentar
  • Imprimir

Comentar Normas

Lo más visto en El Comidista